Reprogramaciones para superar limitaciones

Al hablar de reprogramaciones es posible creer que nos estamos refiriendo a una máquina o una computadora, pero realmente estamos hablando de lo que podríamos estar necesitando las personas cuando en nuestro cerebro se instaló alguna creencia limitadora o cuando por las experiencias vividas nos quedamos anclados a una situación desagradable por la que nos tocó pasar.

Te animo a romper la cadena que te mantiene atado a tus viejas programaciones, las cuales te hacen repetir una y otra vez patrones de comportamiento. Ni siquiera tu mismo logras explicarte por qué recorres siempre el mismo camino, que ya sabes que te hace vivir situaciones que te gustaría evitar.

Te invitan a una reunión y te dicen que es importante la puntualidad, y tu vieja programación de que “eres impuntual” te vuelve a jugar sucio. A la hora de salir a la reunión te distraes haciendo cosas que seguramente podrías hacer en otro momento, o que tal vez sin darte cuenta las fuiste dejando para el último momento. Es así como el resultado es que una vez más llegas tarde, con lo que refuerzas la programación sobre tu impuntualidad. Y lo peor es que personas importantes para ti en tu entorno se encargan de recordártelo, de reforzarlo repitiéndote “tu si eres impuntual”. En definitiva te encuentras en un círculo vicioso de impuntualidad.

El ser humano es lo que cree que es. Recordemos que la red neuronal de nuestro cerebro, conjuntamente con el hipotálamo que produce neuropéptidos o neurotransmisores, y nuestras células que, en definitiva, son la unidad más pequeña de nuestro organismo con memoria propia, son responsables de construir una memoria a largo plazo, la cual se encarga de reforzar nuestras conductas o comportamientos.

Si en nuestra infancia, cuando aún no podemos rechazar algún juicio que se emita sobre nosotros, algún ser querido nos dijo, sin ninguna mala intención pero en total desconocimiento del daño que nos hacía, “niño(a) tu si eres impuntual”, y luego llegamos tarde una vez y nos repitieron lo mismo; entonces la programación se comienza a instalar en nuestros cerebros, como los spywares se infiltran en las computadoras. Es como una especie de virus fuera de control.

Aunque pueda parecernos difícil restablecer el orden que había en nuestro cerebro antes de las programaciones o creencias limitadoras, te digo con responsabilidad: NO LO ES.

Precisamente, y ya que hemos mencionado computadoras, seguiremos usando ejemplos relacionados al mundo de la informática. El cerebro, al igual que las computadoras puede ser “Reprogramado”. Tal vez no sea tan rápido como resulta el desarrollar un nuevo software o programa, eliminar el dañino e instalar uno nuevo.

Lo importante es que podemos identificar cuáles son las programaciones o creencias limitadoras que se han instalado en nuestro cerebro, y que nos llevan a tropezar una y otra vez con la misma piedra. Esas creencias arraigadas que nos hacen repetir patrones de conducta que no deseamos.

Una vez logramos esto, el paso siguiente consiste en identificar a qué nivel de nuestra vida están actuando, y como nos está afectando. De esta forma podremos identificar cual sería la Reprogramación que necesitamos hacer. Retomando el ejemplo que hemos venido usando: nos encontramos atrapados en un juego de impuntualidad, el cual afecta nuestra imagen, nuestro desempeño o tal vez el logro de nuestras metas. En esta situación, en definitiva lo que queremos cambiar es de una persona impuntual a una persona “cumplidora de sus compromisos”, entre ellos el de llegar a tiempo.

Es así como puedo comenzar a repetirme con gran fe en mí mismo y visualizando con mucha nitidez los cambios que ocurrirán en mi vida al convertirme en esa persona cumplidora de sus compromisos. Esto debo hacerlo de manera tan prolongada como sea necesario para llegar a ver los cambios ocurrir en mi vida.

Para concluir, y como en anteriores ocasiones, te recomiendo que si te resulta complicado lograr salir por ti mismo del círculo vicioso en el que estás metido acudas a un coach, quien te ayudará a identificar hasta donde deseas llegar y cuáles son los obstáculos a vencer, así como a trazarte el mejor plan para lograrlo.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Coaching, Herramientas y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s